article placeholder

De aquellas pasiones de barrio a estas heridas abiertas

No queda nada. De aquello que disfrutamos los futboleros de pura cepa -cuando para el fútbol los sábados eran los sábados y los domingos, domingos- ya no queda nada. El ascenso se jugaba los sábados y el día del descanso bíblico era para la A. Si no había partido con los pibes en el barrio, la radio nos contaba sobre campañas memorables de clubes del ascenso, jugadores que la rompían e hinchadas bravas que mejor era perderlas que encontrarlas. ...read more
article placeholder

Pedro Coronel: “El ascenso era una fiesta”

Llegó a SanTelmo cuando era un pibe. Salió campeón en varias divisiones juveniles y fue el goleador del equipo que ganó el segundo ascenso de 1975 a la Primera División, en donde le hizo un gol a Hugo Gatti en 1976, en la tarde de gloria "candombera" por el 3-1 que le propinó a Boca en la cancha de Huracán. Es una voz autorizada la de Pedro Coronel, que hasta tenía un cantito propio en esos años. ...read more
article placeholder

Pedro Coronel: “El ascenso era una fiesta”

Llegó a SanTelmo cuando era un pibe. Salió campeón en varias divisiones juveniles y fue el goleador del equipo que ganó el segundo ascenso de 1975 a la Primera División, en donde le hizo un gol a Hugo Gatti en 1976, en la tarde de gloria "candombera" por el 3-1 que le propinó a Boca en la cancha de Huracán. Es una voz autorizada la de Pedro Coronel, que hasta tenía un cantito propio en esos años. ...read more